Cómo preparar la Sesión de Coaching "perfecta"

coaching, sesiones
Rafa Campo

06 febrero, 2020

Muchos profesionales se "estresan" en el momento "consulta" con los clientes. Y esto se debe el 80% de los casos principalmente a una falta de previsión, es decir, que si tenemos un Protocolo de Sesiones o digámoslo de otra manera, hemos Automatizado nuestros "Procesos Transformacionales" eliminamos ese estrés. 

Hoy te traigo unos pequeños trucos que harán que cada Sesión sea ideal gracias a este listado:
  1. Recuerda a tu cliente la sesión con la hora y el día. Puedes hacerlo el día antes, o la mañana antes en caso de que la tenga por la tarde. Así evitamos sorpresas de que la persona no se presente, llegue tarde, se le olvide, le dé miedo afrontar la situación (sobre todo si es la primera sesión…). 
  2. Planifica. Hazte un esquema de cómo quieres que sea la sesión. Por ejemplo,
    1. Primero voy a dejar que me cuente su caso.
    2. Después le diré nuestra estrategia para resolverlo.
    3. Y haremos el primer paso.
    4. Antes de finalizar la sesión le mandaré un par de tareas. 
    5. Y para acabar agendaremos el siguiente día.
  3. Se flexible. A lo mejor el coachee no está receptivo ese día, o alguna de las tareas no es cómoda o es difícil, hay que saber cambiarlo. O igual se echa a llorar en la sesión y tengo que calmarlo. Asi que te recomiendo que siempre tengas a mano un plan b.
  4. Timming. Controla el tiempo, piensa que no puede ser que una sesión dure 3 horas porque has decidido alargarlo para sacar más información o porque la persona estaba "receptiva". Y tampoco la sesión puede durar 15 minutos porque no hable o no se exprese, ya que denota poca profesionalidad por parte del Coach, así que controla el tiempo. 
  5. Lleva un buen estado de ánimo. Primero porque las emociones negativas podrían llegar a contagiar al cliente, segundo porque un buen estado de animo va a transmitirle confianza y asi sentirá que manejas la situación, que es lo que necesita el cliente para su proceso. 
  6. Haz responsable al Coachee del Proceso, debe de sentir que puede mejorar o cambiar cualquier situación desde ya mismo, y que realmente depende mucho más de él que del entorno o lo externo. 
  7. Realiza al finalizar la sesión una pregunta "termometro". ¿Qué te llevas de la sesión? Esta pregunta hará que el Coachee recapitule y tome conciencia de lo que se lleva dejando una sensación de "consecución de objetivos" y a tí ten dará pistas para saber como prioriza para las siguientes sesiones. 
  8. Consigue que el Coachee se comprometa a realizar una acción de aquí a la próxima sesión. Que tome Acción.
  9. Intenta siempre dejar agendada la siguiente fecha. Esto genera compromiso, hace que el cliente se siente partícipe de un proceso y también que sea realista y no piense que ha hecho magia en una hora.
  10. No te olvides de realizar un seguimiento. Te recomiendo una llamada de control en una semana, o un email, y aunque lo estes pensando.... te digo desde ya que ¡ojito con el whatsapp que lo carga el "diablo"! (ya te hablaré mas en profundidad sobre ello).
Ya ves que si ponemos orden y tenemos creado un Protocolo, Rutina, o Automatizamos nuestra manera de "Coachear" es mucho más llevadero y el estres y la ansiedad de la Consulta se evaporan. ¿Qué trucos te van bien a ti?
​​​​​​

Artículos Recientes

Recomendaciones